Buenas prácticas en gestión de crisis

La comunicación y el aprendizaje de las experiencias vividas, claves para gestionar una crisis según los expertos. Abertis acoge la presentación de la monografía del Instituto Cerdà, "Buenas prácticas en la gestión de crisis".



El Cónsul de Japón, la dircom de Netgia, el presidente del círculo de empresarios España-Japón y la directora de crisis y resiliencia del Institut apuestan por una gestión permanente de las crisis.



​Los expertos consideran que lo mejor que le puede pasar a una empresa es que sufra una crisis, porque consideran que es la mejor manera de aprender a gestionarlas. Según Naohito Watanabe, cónsul de Japón en Barcelona, Jorge Lasheras, presidente del Círculo empresarial Japón-España; Laura Sabaté, directora de Comunicación de Nedgia, del Grupo Naturgy, e Elisabet Viladomiu, directora de Riesgos, Crisis y Resiliencia del Instituto Cerdà, que han participado en la mesa redonda sobre ¿Qué hemos aprendido con las crisis? Dentro de la jornada Buenas prácticas para la gestión de crisis, hoy las políticas de comunicación son un elemento fundamental para poder gestionar una crisis, así como el aprendizaje constante a partir de la gestión preventiva y la colaboración como elemento para integrar todos los entornos que puedan participar en los diferentes riesgos de una organización.



La monografía Buenas prácticas en la gestión de crisis, que se ha presentado hoy, analiza 12 casos reales de gestión de crisis y recoge una serie de recomendaciones que dan respuesta a los principales retos que tienen hoy las organizaciones a la hora de afrontar una crisis en condiciones . La publicación ha sido dirigida por el profesor del IESE y consejero técnico del Instituto Cerdà, Albert Girbal.



La monografía es una síntesis de los casos estudiados por el Instituto Cerdà los últimos años tanto en base información pública como en base a casos concretos realizados para diferentes organizaciones. La síntesis se concreta en un decálogo de buenas prácticas por gestionar una crisis que se incluyen en cinco ámbitos: liderazgo, preparación, respuesta, comunicación y cierre. El decálogo insiste en la importancia de los protocolos, de la coordinación, de la proactividad, de la transparencia y empatía, de la asunción de responsabilidades y del discurso unificado, entre otras recomendaciones.



A partir de aquí, el decálogo se explica a través del análisis de doce casos concretos que han afectado empresas de todos los ámbitos a nivel mundial como son Campofrío, Banco de Chile, Facebook, Fukushima, Germanwings, Intel, Samsung, target, Toyota, United Airlines, Vertedero Sta. Marta (Chile) y Volkswagen.



En breve la descarga de la monografia estará disponible on-line.

« Volver
COMPARTIR | Linked-in Google Plus Twitter Pinterest Facebook
Noticias destacadas
Positive - negative

Stakeholders, la clave para mejorar la reputación

En la última década se está utilizando cada vez más el término VUCA para definir las situaciones de volatilidad, incertidumbre, complejidad, y ambigüedad a que deben hacer frente empresas e instituciones en una sociedad como la actual que ve cambiar paradigmas que se han mantenido estables durante muchos años.

leer más
Elisabet Viladomiu hablando a los participantes de un ágora

Hablamos de Gestión de Crisis…. Elisabet Viladomiu – Directora de Riesgos Crisis y Resiliencia

¿Cuál es la tendencia para los próximos años en gestión de crisis?
Las empresas van a poner el acento en los próximos años, no tanto en los protocolos como en la cultura para gestionar las situaciones de crisis. Cultura que se traducirá en tres aspectos básicos: primero la prevención, la capacidad de estar preparados frente a cualquier situación, sea nueva o no, sea esperada, o no; segundo la capacidad de análisis, saber analizar lo que se ha hecho en situaciones pasadas; y tercero, y muy importante, la capacidad de relacionarse de manera permanente con todos los entornos.

leer más